Revista viernes


Cáncer de próstata, se cura si se descubre a tiempo

El cáncer de próstata se puede tratar con buen pronóstico si se ha detectado a tiempo y eso se logra con consultas anuales después de los 40 años.

HEIDI LLANES

29 de junio de 2021 10:00 PM

Como todos los cánceres, el de próstata tiene un mejor pronóstico si se detecta a tiempo. Ante eso no hay dura, sin embargo, cada vez son más los casos que se presentan por la desinformación, el temor a consultar ante cualquier cambio fisiológico y el abandono de tratamientos iniciados que se produjo tras la pandemia.

La detección del cáncer de próstata comienza a partir de los 40 años y obviamente hay pacientes que presentan más factores de riesgo, por lo que requieren estar más atentos y ser constantes en el inicio de la búsqueda, afirma Gabriel De León, médico urólogo del Centro Radio Oncológico del Caribe.

En pacientes donde no existen estos factores de riesgo, se hace posible la espera hasta los 50 años para iniciar la búsqueda de alguna señal. Aunque es de aclarar que como la mayoría de los casos, este padecimiento es silencioso y por tanto puede avanzar.

También es cierto, indica el doctor De León, que no siempre antes de los 50 años, se necesita el examen de tacto rectal, que precisamente es parte del temor en la consulta. La detección de este cáncer se logra mediante un examen en sangre que se llama Antígeno Prostático Específico, cuyas siglas en ingles son PSA y con otro examen representado en el tacto rectal, generalmente por el primero se detecta entre el 60 y 70% y con el tacto se detecta entre el 30 y 40%, son complementarios.

De la misma forma, el profesional aclara que cuando se trata de un paciente menor de 50 años, con un antígeno protático en 0 y no tiene factores de riesgo importantes, se le recomienda volver a consulta en dos años.

Riesgo implícito

El hombre, solo por ser hombre tiene el riesgo del 7% de padecer cáncer de próstata. Ahora, los factores de riesgo se intensifican en la raza negra, la década entre los 60 y 70 años, y si hay antecedentes familiares de padre, hermanos o tíos con cáncer de próstata o de otro tipo, el riesgo aumenta a un 20%, por tanto deben asistir de manera más temprana a consulta, advierte el galeno.

El examen es muy sencillo, consiste en la muestra de antígeno protático y el tacto rectal, si todo está en orden, la nueva revisión sería en un año. Cuando algunos de los dos exámenes es sospechoso, probablemente se remite al paciente a una ecografía o biopsia de próstata.

Un antígeno protático elevado conlleva a más pruebas diagnósticas hasta cuando se vea la necesidad de proceder con una biopsia, en caso de ésta arrojar como resultado un cáncer, se procede inmediatamente con el método requerido.

Lo más difícil no es el cáncer, advierte el médico De León, muchas veces el obstáculo está en diagnosticarlo en etapas tempranas, porque aún con las revisiones, el paciente puede en una de ella encontrar que ya desarrolló la enfermedad.

No existe una fórmula para que no aparezca el cáncer de próstata, pero si se puede brindar un diagnóstico oportuno y la posibilidad de curar a un paciente si se descubre a tiempo. La pandemia ha retrasado el tratamiento en muchos pacientes, quienes no acuden a las citas por temor al contagio en una clínica, siendo este un lugar seguro donde han tomado las medidas pertinentes.

La detección temprana del cáncer de próstata es muy importante, en Colombia hay estadísticas que se trabajan para mejorar. El tiempo en que un paciente va a consulta y se le entrega el diagnóstico, pasan casi 80 días, a partir de allí y el inicio de tratamiento, otros 80, entonces pasan casi seis meses que suman desarrollo a la enfermedad, afirma el especialista.

En las primeras etapas, el paciente no presenta síntomas, estos aparecen a medida que avanza el cáncer. De otra parte, se pueden confundir con los que siente alguien con una próstata grande producto de su edad y que generalmente tienen que ver con problemas en la micción.

En etapas avanzadas puede presentarse dolor, como la lumbalgia, sangre en la orina, sin embargo, esto también puede ser producido por una infección urinaria, aunque muchas veces esto hace que el paciente consulte.

Tratamiento

Una vez logrado el diagnóstico, se procede a la estadificación del cáncer, que consiste en saber si está localizado, se salió un poco del sitio de origen, o definitivamente tiene metástasis en uno u otros órganos.

De acuerdo a su estado se ofrece el tratamiento. Cuando los tumores están localizados en la próstata, está la opción de cirugía o se ofrece otro tratamiento que es la radioterapia, o dependiendo si se trata de un paciente de avanzada edad con un tumor “indolente” o de un buen comportamiento, que no reviste peligro.

Ambos procedimientos curan, advierte el urólogo, y aclara que en ocasiones se requiere de una combinación de cirugía y radioterapia. De ser un tumor de buen comportamiento, se sigue con vigilancia, cuando está avanzado, se usan medidas paliativas que representan calidad de vida.

  NOTICIAS RECOMENDADAS