Cartagena


“En el DATT es imposible que te den una cita”: usuarios

Siguen las quejas por la atención en el organismo de tránsito de Cartagena. La gente reclama volver al sistema anterior.

REDACCIÓN CARTAGENA

17 de agosto de 2022 05:39 PM

La protesta del gremio de tramitadores efectuada esta mañana en la sede del barrio Manga, motivó a otros ciudadanos a exponer quejas por demoras para lograr citas en el DATT. (Lea: “No nos dejan trabajar dignamente”: protestantes en el DATT)

Uno de los denunciantes, propietario de un importante concesionario de vehículos de Cartagena, relató el tormento que para él y su equipo representa hacer traspasos y otros trámites bajo el agendamiento telefónico.

“Para agendar una cita, hacer un traspaso o reclamar un certificado de tradición hay que pegarse al teléfono todos los lunes y eso es perder el tiempo porque nunca contestan, y cuando lo hacen ya es de tarde y dicen que se acabaron los turnos y toca esperar hasta el próximo lunes para volver a internarlo. Esto no solo afecta a nuestra empresa, sino a toda la ciudadanía. La gente no puede hacer sus diligencias porque no les dan citas”, señaló el denunciante.

Cerca de 20 gestores de tránsito se tomaron esta mañana la sede de Manga para exigirle al DATT eliminar el agendamiento mediante llamadas por teléfono.

(Lea: Con revólver atracan en bus de Transcaribe: operadores anuncian protesta)

De igual forma, el empresario lamentó que solo se otorga un turno por usuario, razón por la que si necesita traspasar dos vehículos solo puede efectuar una operación ese día y debe esperar hasta la siguiente semana para hacer el trámite del segundo.

(Lea: ¿A qué se deben las lluvias en Cartagena y cuánto durarán?)

“Un certificado de tradición cuesta 85 mil pesos, pero para que lo entreguen hay que hacer todo ese proceso tedioso por teléfono, pudiendo uno bajarlo a través de la página de internet sin ninguna complicación. Esto antes de la pandemia no era así, uno llegaba al Tránsito, entraba, tomaba su turno y esperaba que lo llamaran, así como en una carnicería o farmacia, el día que sea a la hora que sea. Ahora esa atención es un desastre, se volvió un negocio de roscas donde se aprovechan de la urgencia de los usuarios para cobrar por los turnos y los más perjudicados somos los ciudadanos”, finalizó el empresario.

El Universal consultó sobre las quejas al organismo distrital de tránsito. No obstante, no ha habido un pronunciamiento oficial al respecto.

  NOTICIAS RECOMENDADAS