Colombia


Masacre de menores enciende críticas a manejo de la seguridad de Cali

Las víctimas tenían entre 14 y 16 años de edad. Según las autoridades aún no hay una hipótesis de quién o quiénes son los responsables.

COLPRENSA

13 de agosto de 2020 07:30 AM

El asesinato de once personas este martes en Cali, entre las que se encuentran los cinco menores de edad víctimas de homicidio en el barrio Llano Verde, ponen bajo la lupa las acciones en materia de seguridad con las que se busca hacer frente a flagelos como los asesinatos, la violencia y los hurtos.

Adalberto Sánchez, director del Instituto Cisalva de la Universidad del Valle, indica que las condiciones en las que se encuentra la ciudad, que afronta la pandemia del coronavirus, hace difícil afirmar que el asesinato de los menores de edad en el oriente de la ciudad sea producto de una política de seguridad errónea. Lea aquí: Así buscan esclarecer la masacre de cinco jóvenes en el oriente de Cali

“Se ha tenido que desplegar gran parte del aparato de seguridad de la ciudad para el control del aislamiento preventivo y eso trae consecuencias en la medida de que tenemos grupos que operan de manera ilegal en la ciudad y aprovechan estos espacios para generar situaciones de este tipo”, afirma. Lea aquí: A $200 millones subió la recompensa por información de masacre en Cali

En ese sentido, el experto en seguridad Alberto Sánchez coincide en que los recursos humanos de los que disponen las autoridades están mal direccionados por brindar su atención a temas propios de la pandemia, no obstante, también señala que en Cali “no hay una estrategia de seguridad clara porque, si hubiese, sabríamos mucho más rápido que van a ocurrir cosas como las de anoche”.

“Si uno tiene una estrategia clara de seguridad hay estrategias tempranas, capacidad de prevención y sobre todo hay una capacidad de reacción que en este caso y el de hurtos, no se ve por ningún lado”, subraya. Lea aquí: Duque expresó “solidaridad” con las familias de jóvenes asesinados en Cali

El también analista Gustavo Orozco coincide en que Cali no tiene una política de seguridad y agrega que no es problema solo de la administración actual sino que en la ciudad nunca ha habido una política pública de prevención de la violencia ni contra el crimen en ninguna de sus formas. Lea aquí: Masacre en Cali: torturan y asesinan a 5 menores de edad

“Es muy diciente que el Secretario de Seguridad esté concentrado en los famosos cazafiestas y en contener el virus, cuando la seguridad en Cali es un problema crónico que no da espacio para dar papaya”, dice.