Sucesos


Muerte, persecución y tiroteo: así cayó sicario de Heider en La Esperanza

Lo hirieron y capturaron luego que protagonizara junto con la Policía una de las persecuciones más extensas en lo que va del año.

REDACCIÓN SUCESOS

29 de marzo de 2022 12:28 PM

El ataque de dos sicarios en moto anoche en La Esperanza, apenas 12 horas después que fuera asesinado otro hombre en ese mismo sector, terminó en tiroteo y en una de las persecuciones más extensas protagonizada por patrullas de la Policía Metropolitana de Cartagena en lo que va del año.

Heider Manuel De Arco Vásquez estaba en la calle 33 de La Esperanza, a eso de las 10 de la noche, cuando dos hombres en moto lo abordaron y uno de ellos, el parrillero, le disparó a quemarropa y sin mediar palabras. La víctima recibió varios balazos y quedó con vida. Le puede interesar: Ataque a bala en La Esperanza termina con un herido en persecución policial

La confusión que se originó en esa zona fue aprovechada por los pistoleros para huir en una moto de color negro y con placa terminada en O1C. Las características del vehículo y de los sicarios fueron fundamentales para que las patrullas de la Mecar iniciaran la persecución apoyados por cámaras de seguridad y por informaciones que iban recibiendo desde el Centro Automático de Despacho (CAD).

15 sicariatos
han ocurrido en Cartagena y sus corregimientos en lo va de marzo, tres de ellos en La Esperanza.

A medida que los sospechosos cruzaban gran parte de la ciudad, a la persecución se iban sumando patrullas que a su vez trataban de cercarlos para evitar que llegaran a barrios periféricos donde se les podría facilitar la huida.

En la Avenida Pedro de Heredia, entre el barrio Escallón Villa y el sector Los Ejecutivos, la Policía interceptó a los pistoleros y se originó un tiroteo cuando el parrillero comenzó a dispararles a las patrullas. En medio del enfrentamiento fue herido ese sujeto y su cómplice aprovechó la situación para escapar. Lea aquí: Otro sicariato en Cartagena: a ‘Chicho’ lo mataron en La Esperanza

El sospechoso fue baleado en la mano derecha y una pierna. Lo trasladaron a la sala de urgencias del Hospital Universitario del Caribe y desde entonces permanece allí bajo custodia policial. Lo identificaron como Andrés Daniel Altamar Escobar. Le hallaron una pistola Browning y muy posiblemente el presunto sicario tenga un presunto nexo con el Clan del Golfo, según las indagaciones preliminares de la Policía.

Mientras Altamar Escobar era atendido en el HUC, muy cerca de él, en ese mismo centro asistencial los médicos trataban de salvarle la vida a De Arco Vásquez. Lo ingresaron a cirugía, pero los esfuerzos resultaron en vano. Falleció en la madrugada de hoy.

Aunque la Policía Metropolitana no se ha pronunciado sobre los posibles móviles de este hecho de sangre, sí informó que Heider De Arco, de 43 años, apodado ‘Cachy’ y residente en el barrio La María, tenía anotaciones judiciales en el Sistema Penal Oral Acusatorio (SPOA) por los delitos de extorsión, hurto y violencia intrafamiliar.

En total, en lo que va del año, hasta hoy martes, han ocurrido en Cartagena y sus corregimientos 81 homicidios: 35 en enero, 24 en febrero y 22 en marzo.

¿Relación?

El mismo lunes, a las 7:30 de la mañana, ocurrió el primer sicariato del día en La Esperanza. En la puerta de un establecimiento público, en la calle Benjamín Herrera, pistoleros en moto asesinaron a Eduardo González Valdés, apodado ‘el Chicho’. La Policía Metropolitana confirmó que tenía anotaciones judiciales en el Sistema Penal Oral Acusatorio por los delitos de hurto y fuga de presos. Lea: Asesinatos en El Pozón, Los Campanos y Lemaitre: estos serían los móviles

Con González Valdés y Heider De Arco son 46 las víctimas mortales que dejan los sicariatos en Cartagena en lo que va del año, 15 de ellos en marzo. La Esperanza, con tres casos, es el barrio con más homicidios bajo esa modalidad este mes. El otro es Fredonia, con dos casos.

En total, en lo que va del año, hasta hoy martes, han ocurrido en Cartagena y sus corregimientos 81 homicidios: 35 en enero, 24 en febrero y 22 en marzo. Como respuesta a esos hechos de sangre, la Policía Metropolitana ha conseguido la captura de 50 personas por el delito de homicidio: 26 en flagrancia y 24 por orden judicial expedidas por jueces con funciones de Control de Garantías.

  NOTICIAS RECOMENDADAS