Salud


¿Qué causa el mal olor vaginal?

Expertos explican a qué se debe el mal olor de esta zona y le dicen algunas formas de prevenirlo.

REDACCIÓN SALUD

18 de abril de 2022 03:14 PM

Cuando hay hedor fétido, fluidos anormales o secreciones que manchan la ropa, se debe estar alerta con la zona íntima.

La especialista en ginecología estética y funcional de la Clínica Delgado, Mirian Contreras, advirtió que estos síntomas pueden ser una infección vaginal derivada de una vaginosis bacteriana o una inflamación por resequedad vaginal en la menopausia. Algunos hábitos provocan disminución de la flora bacteriana que protege la zona: tomar antibióticos por buen tiempo, hacer limpieza exagerada en la zona íntima y el consumo excesivo de azúcar. Lea aquí: Consejos para mantener una vagina sana

Las infecciones vaginales pueden generar distintossíntomas que pueden llegar a ser muy molestos. Expertos de la Clínica Mayo le explica cuáles son:

- Cambio de color, olor o cantidad del flujo vaginal

- Picazón o irritación vaginal

- Dolor durante las relaciones sexuales

- Micción dolorosa

- Sangrado o manchado vaginal leve

En caso de secreción vaginal, las características de la secreción pueden indicar el tipo de vaginitis que tienes. Algunos ejemplos incluyen los siguientes:

Vaginosis bacteriana. Probablemente desarrolles una secreción de color blanco grisáceo con olor desagradable. El olor, descrito con frecuencia como similar al pescado, puede ser más evidente después de tener relaciones sexuales.

Candidiasis. El principal síntoma es la picazón, pero podrías tener una secreción blanca y espesa, parecida al queso cottage.

Tricomoniasis. La infección llamada tricomoniasis puede ocasionar una secreción amarillo verdosa, a veces espumosa.

Factores de riesgo

Entre los factores que aumentan el riesgo de contraer vaginitis se incluyen los siguientes, según especialistas de la Clínica Mayo:

- Los cambios hormonales, como los asociados al embarazo, a la toma de píldoras anticonceptivas o a la menopausia.

- Las relaciones sexuales.

- Tener una infección de trasmisión sexual.

- Algunos medicamentos, como los antibióticos y los esteroides.

- El uso de espermicidas como método anticonceptivo. Le puede interesar: 4 aspectos a tener en cuenta de la cistitis

- La diabetes no controlada.

- El uso de productos de higiene como los baños de espuma o los aerosoles o desodorantes vaginales.

- Los lavados vaginales.

- Usar ropa húmeda o ajustada.

- El uso de un dispositivo intrauterino (DIU) como método anticonceptivo.

Prevención

Los especialistas afirman que una buena higiene puede ayudar a prevenir la reaparición de algunos tipos de vaginitis, así como a aliviar algunos síntomas:

1. Evita los baños en bañeras y los jacuzzis. Evita los agentes irritantes. Entre ellos, se encuentran las compresas y tampones perfumados, los lavados vaginales y los jabones perfumados. Enjuaga bien el jabón de la zona genital externa luego de la ducha y seca bien la zona para prevenir irritaciones. No uses jabones fuertes, como los que contienen desodorantes o tienen acción antibiótica, ni tomes baños de espuma.

2. Sécate de adelante hacia atrás después de ir al baño. Hacer esto evita esparcir bacterias fecales hacia la vagina.

3. Evita los lavados vaginales. La vagina no requiere más limpieza que ducharse habitualmente. Los lavados vaginales frecuentes perturban a los microorganismos beneficiosos que viven en la vagina y pueden aumentar el riesgo de infección vaginal. Los lavados vaginales no harán desaparecer una infección vaginal.

4. Mantén relaciones sexuales de manera más segura. Usar un preservativo y limitar el número de parejas sexuales puede ayudar.

5. Usa ropa interior de algodón. Usa también medias tipo calza con entrepierna de algodón. Considera la posibilidad de no usar ropa interior a la hora de dormir. Las levaduras proliferan en ambientes húmedos.

Reciba noticias de El Universal desde Google News
  NOTICIAS RECOMENDADAS